Panuveítis

Panveítis

¿Qué es?

La panuveítis es una uveítis en la que la inflamación está presente de forma difusa en todo el ojo sin un sitio predominantemente afectado.

CAUSAS

La inflamación de origen inmunitario o infeccioso que afecta a todos los segmentos oculares es la causa de las panuveítis.

Patologías inflamatorias como la enfermedad de Behçet, la sarcoidosis, o el Vogt -Koyanagi-Harada son causa común de las panuveítis.

Infecciones como la sífilis, la tuberculosis, la toxocariasis, la toxoplasmosis, las septicemias bacterianas o micóticas e infecciones de los virus de la familia herpes siempre se tienen que considerar en el diagnostico diferencial.

Las infecciones post-traumáticas o postquirúrgicas son otra de las causas a considerar.

Finalmente, mencionar que neoplasias como los linfomas o las leucemias también pueden ser causa de una panuveítis.

Uveítis anterior. Enfermedades y tratamientos oculares que se tratan en el Instituto Oftalmológico Recoletas.
Uveítis Posterior. Enfermedades y tratamientos oculares que se tratan en el Instituto Oftalmológico Recoletas.

síntomas

¿Cúales son sus síntomas?

Las panuveítis cursan típicamente con disminución de la visión, enrojecimiento, dolor ocular, miodesopsias y rara vez pueden ser asintomáticas.

Los signos clínicos de las panuveítis son la hiperemia, la inyección perilimbica, las pupilas irregulares, células en cámara anterior, hipopión, cambios en la presión intraocular, turbidez vítrea con abundantes células, edema macular, envainamiento vascular, exudados retinianos, desprendimiento de retina o papilitis.

Los pacientes además pueden tener las manifestaciones típicas de las enfermedades asociadas.

Las panuveítis graves o crónicas pueden causar pérdida permanente de la agudeza visual, queratopatía en banda, cataratas, desprendimiento de retina, glaucoma, neovascularización coroidea y/o retiniana, oclusiones vasculares de la retina, hemorragias vítreas y atrofia del globo ocular.

diagnóstico

¿Cómo se detecta?

La historia clínica, la exploración física general y oftalmológica exhaustiva y el planteamiento de un diagnóstico diferencial adecuado son las piedras angulares del diagnóstico de un paciente con panuveítis. Todo ello debe preceder a cualquier prueba de laboratorio.

Las pruebas complementarias no sustituyen a una evaluación clínica minuciosa.

No existe una batería de pruebas complementarias que se ajuste a todos los pacientes con panuveítis. Un enfoque personalizado es obligatorio.

Un proceso diagnóstico completo minimiza el número de pruebas complementarias.

Miodesopsias. Enfermedades y tratamientos para los problemas oculares por el Instituto Oftalmológico Recoletas.
Hipotensores oculares. Enfermedades y tratamientos para los problemas oculares por el Instituto Oftalmológico Recoletas.
Láser de femtosegundo. Enfermedades y tratamientos para los problemas oculares por el Instituto Oftalmológico Recoletas.

Tratamiento

El objetivo del tratamiento de las panuveítis es prevenir la pérdida de visión por las complicaciones originadas de la inflamación incontrolada, pero también minimizando los efectos adversos oculares y sistémicos del tratamiento.

El tratamiento de las panuveítis siempre irá encaminado a tratar la causa de la enfermedad. Es esencial un diagnóstico preciso para encontrar el tratamiento más especifico posible.

El tratamiento ha de iniciarse lo antes posible para que deje las menores secuelas pero siempre después de la realización de las pruebas diagnósticas necesarias para que no interfiera en ellas.

En algunas panuveítis de origen infeccioso el tratamiento con antibióticos puede ser curativo.

El tratamiento con corticoides de inyecciones perioculares o por vía sistémica es el de elección en una buena parte de los casos.

El tratamiento con corticoides tópicos, en colirio, es asociado si hay una uveítis anterior. En estos casos, se suelen usar conjuntamente colirios que dilatan la pupila para aliviar el dolor por el espasmo ciliar y para evitar complicaciones como la unión del iris al cristalino o una súbita subida de la tensión ocular por un bloqueo de la pupila.

El uso de fármacos inmunomoduladores puede beneficiar enormemente a los pacientes con uveítis crónicas, graves o dependientes de corticoides. Algunos de estos tratamientos pueden tener efectos secundarios que requieren un seguimiento estrecho.

En algunos pacientes puede ser necesario realizar una intervención quirúrgica por complicaciones asociadas como la catarata o el glaucoma. Son cirugías complejas y que requieren una preparación exquisita.

En ocasiones es necesaria una vitrectomía pars plana para eliminar opacidades vítreas persistentes o hemorragias que limitan la función visual. 

× ¿Cómo puedo ayudarte?